b

miércoles, 17 de febrero de 2016

Reseña #34 Mr. Mercedes - Stephen King

Título: Mr. Mercedes
Título original: Mr. Mercedes
Autor: Stephen King
Editorial: Debolsillo
Fecha publicación: Noviembre 2015
Páginas: 494

Reseña: Mr. Mercedes es la primera obra policíaca de Stephen King y, después de leerla, la pregunta que arriba a la cabeza de todos sus seguidores es: ¿hay algún género literario que no domine este escritor?

Brady Hartsfield es un personaje incomprendido y antisocial que alcanzó el culmen de su existencia al perpetrar la matanza del Centro Cívico donde acabó con la vida de 8 personas y otras tantas acabaron heridas de gravedad. Brady planificó hasta el más mínimo detalle, desde proteger su identidad hasta el uso de un coche robado (un sedán gris de marca mercedes). Salió impune de su acto terrorista y vive entre sus vecinos como informático y repartidor de helados.

William Hodges, inspector retirado con numerosas condecoraciones tiene en su conciencia el peso de no haber podido resolver el caso de Mr. Mercedes. En su casa, se ha refugiado en la bebida haciendo de la misma una constante en su vida. Su matrimonio se ha truncado y la relación con su hija es efímera, habiéndose paseado por su mente la idea de acabar con su fútil existencia. Este hecho es aprovechado por Brady, quien ve en promover la muerte de Hodges un nuevo reto y una nueva emoción como la que sintió al arrastrar a la muerte a las víctimas de su asesinato en masa o como la que le embargó al conducir hacia su final a Olivia Trelawney, la dueña del sedán.

Pero este desafío iniciado por Brady lejos de arrastrar a Hodges hacia su suicidio, le da alas y un nuevo objetivo en su vida, comenzando una persecución virtual en la que siempre están pisándose los talones el perseguidor y el perseguido. Pero... ¿quién es quién?

A Brady le puede la enfermiza relación con su madre quién, alcohólica y compartiendo un terrible secreto, alimenta la enajenación mental de su hijo, añadiendo a la relación características erótico-sexuales.

Hodges es el personaje más cambiante de la obra. Comienza siendo una persona egoísta que quiere acaparar todo el éxito de la detención de Mr. Mercedes para reivindicarse y vanagloriarse, pero a medida que avanza la historia, sus investigaciones y el curso de los acontecimientos hacen que los motivos por los cuales quiere resolver este caso sin contar con ayuda policial cambien drásticamente.

Jerome y Holly, son dos personajes secundarios que adquieren importancia conforme avanza la trama. El primero es un chaval de raza negra superdotado que ayuda a Hodges en los cuidados de su jardín mientras estudia para poder entrar en Harvard, pero a la vez es un genio de la informática. Igualmente, Holly también es un hacha en lo que a ordenadores se refiere y pese a sus más de 40 años hace muy buenas migas con Jerome. Holly sufre de trastornos psiquiátricos y enajenación mental que canaliza sintiéndose útil gracias a su facilidad para dominar los dispositivos electrónicos.

En cuanto a la prosa de King, es dura, seca y fluida. Consigue que los personajes de sus historias sean reales. No le importa colocarle matices negativos ni incidir en lo peor de sus personajes para que eso se torne su mayor ventaja. La crudeza de su narración permite que el trabajo de nuestra imaginación sea el mínimo posible en esta obra, pudiendo reconstruir personajes y escenarios sin el más mínimo esfuerzo. Te sumerge en la lectura de tal forma que sientes el dolor de Hodges o la locura de Hartsfield como propios.

Un toque interesante en Mr. Mercedes es el hecho de conocer desde un principio el antagonista en esta historia. King no lo oculta como hacen la gran mayoría de los autores de thriller policíaco. Lo pone de manifiesto con el fin de poder narrar parte de la historia desde ese punto de vista y que, de esa forma, el lector pueda llegar a comprender tanto las motivaciones de Brady como las de Hodges.

La recomendación de este libro la hago al 100%. Para mí es una de las obras más completas de Stephen King aún siendo un debutante en este género literario. Todos los amantes de Stephen King deberían leer este libro y darle la oportunidad pese a que "se salga de su género habitual". Es de matrícula de honor.

Sinopsis: Justo antes del amanecer, en una decadente ciudad americana, cientos de parados esperan la apertura de la oficina de empleo para reclamar uno de los mil puestos de trabajo que se han anunciado. Han hecho cola durante toda la noche. Invisible hasta que lo ven encima de ellos, un Mercedes surge de la fría niebla de la madrugada. Su conductor atropella y aplasta a los que encuentra a su alcance. Después da marcha atrás y vuelve a arremeter contra ellos. El asesino huye dejando atrás ocho muertos y quince heridos. Meses después, un policía jubilado, Bill Hodges, sigue obsesionado con este caso sin resolver cuando recibe la carta de un anónimo que se declara culpable de la masacre. Brady Hartsfield vive con su madre alcohólica en la casa donde nació. Disfrutó tanto de aquella sensación de muerte debajo de los neumáticos del Mercedes que quiere recuperarla.

5/5

No hay comentarios:

Publicar un comentario